Combina lo mejor del capital privado y las empresas familiares

La vieja ventaja de una empresa familiar es una visión para varias generaciones, combinada con una concentración de propiedad que puede asegurar alineamiento gerencial. Foto: Getty

La vieja ventaja de una empresa familiar es una visión para varias generaciones, combinada con una concentración de propiedad que puede asegurar alineamiento gerencial. Foto: Getty

Harvard Business School Publishing Corp. 

Una empresa que cotiza en bolsa puede verse asolada por la brecha entre los intereses de los gerentes y el de los accionistas. También puede estar influenciada por resultados a corto plazo a expensas del éxito futuro.

Una empresa de capital privado adopta un enfoque de mediano plazo, con una visión de salida dentro de tres a cinco años. La continuidad podría perderse a medida que la propiedad cambia de manos.

¿Hay un híbrido entre las empresas que cotizan en bolsa y los capitales privados? Creemos que sí, y empieza con los negocios familiares.

La vieja ventaja de una empresa familiar es una visión para varias generaciones, combinada con una concentración de propiedad que puede asegurar alineamiento gerencial. 

Por ejemplo, la empresa familiar Mars Inc. tomó una decisión importante (restringir a 250 la cantidad de calorías por porción de chocolate) que pudo haberse visto como cuestionable desde una perspectiva de corto plazo, pero que no ha impedido que Mars se convierta en el líder mundial inigualable en chocolates.

Mars invirtió en China con un objetivo de largo plazo no influenciado por reveses temporarios. Actualmente, Dove, una marca de Mars, es el chocolate líder en China.

Las empresas familiares a menudo enfrentan desventajas en escala debido a falta de capital o a la reticencia de la familia a cotizar en bolsa. Otro desafío es la falta de talento familiar, particularmente a partir de la tercera generación.

El modelo híbrido combina la disciplina de la casa de capital privado con la continuidad de objetivo de la empresa familiar.

Samsung es un líder mundial famoso por la innovación, pero con fuerte control familiar.

Cathay Pacific, con base en Hong Kong, es frecuentemente calificada como la mejor aerolínea mundial; pocos saben que es controlada por la familia Swire, que ha mantenido un compromiso con Hong Kong y China por más de 150 años. 

SABIC, que en parte pertenece a la familia real saudí y en parte es pública, ha emergido de una posición de tercer nivel regional en petroquímica para convertirse en una líder mundial.

Estos híbridos no solo combinan la propiedad familiar y el gerenciamiento profesional sino también la propiedad privada y pública. 

Comúnmente, las familias ejercen el control de las filiales que cotizan en la bolsa a través de sus “hondings” privados. 

El control privado permite a la familia actuar como custodio del objetivo y proteger a la gerencia de distracciones de corto plazo. Entonces, la bursatilización de los negocios provee acceso a capital y un control externo basado en la realidad.

*Dominic Houlder es profesor adjunto de administración estratégica e internacional en la Escuela de Negocios London. Nandu Nandkishore es miembro ejecutivo de la misma Escuela.

Por: Dominic Houlder y Nandu Nandkishore

kgb 

Videos Recomendados

Lo que pasa en la red: